Glamour de ida y vuelta

Hay historias de tocados especiales y esta es una de ellas. El plato Glamour es un tocado viajero… ha recorrido el charco tanto de ida, como de vuelta y ahora regresa a esa otra orilla que es mi México Querido. Pero antes ha pasado por una boda muy especial en Santander. ¡Está visto que el glamour es tan inquieto como el propio Cuqui Cute!

plato buri negro glamour diseño cuqui cute tocadosDonde todo comenzó…

México es donde esta historia comienza, la de este sueño y este negocio llamado Cuqui Cute. Hace más de un año me podían encontrar en el aeropuerto llevando entre mis pertenencias materiales para crear allí tocados de ensueño que adornaran las bodas mexicanas. Y precisamente el plato negro de burí con estas hortensias en oro y su espectacular pluma de faisán roja fue uno de los primeros que salieron de mis manos y de en ese entonces mi improvisado taller. Allí lo lucimos en shooting de fotos y algunos Showroom de artesanos llamando la atención porque es la combinación perfecta de elegancia y comodidad en su uso.

Pero el día de regresar a España llegó y a bordo de un barco de mercancías desde el Puerto de Veracruz hasta el de Valencia, en una caja de madera para útiles frágiles venía de vuelta este plato junto a otros tocados y pamelas muy queridos y emblemáticos ya de Cuqui Cute.

 El tocado perfecto para Fabiola

Que satisfacción que una amiga te visite después de un año sin verla, y mejor aún, asistirá a una boda especial de una de sus mejores amigas españolas en Santander, en un entorno natural a mediodía. Fabiola estuvo vinculada desde el principio a Cuqui Cute y de hecho hicimos algún shooting de los primeros tocados juntas. Ella se identifica y mima la marca, así que no dudó en dirigirse a mi para que con total libertad le recomendara uno de mis diseños. Y poco a poco, en nuestras conversaciones, vimos que por ser primeros de abril, el Norte de España aún un poco fresco en su clima, los colores que más destacarían en su look eran negro y dorado. El plato de buri Glamour cómodo para ella, resaltando su perfil y haciéndola más alta y esbelta fueron enseguida la opción del tocado perfecto de Fabi.

Lo lució ese sábado de final de abril con un vestido de transparencias con bordados de flores y hombros al aire, que por las inclemencias del clima tuvo que acompañar de una estola de lana beige. Sin embargo, guapísima destacó en su evento con su larga pluma de faisán rojo y sus hortensias doradas. Ahora, de viaje de vuelta a México este plato de Buri tendrá una segunda vida en el país que lo inspiró, que lo vio nacer para seguir llevando el nombre de la marca Cuqui Cute lejos de nuestras fronteras. ¡Qué mayor orgullo puedo tener en este momento!